Estilo de vida

Los investigadores inician un estudio en pacientes con obesidad o diabetes para prevenir accidentes cardiovasculares. ¡Qué!

CASTELLÓ, 15 (EUROPA PRESS)

El Servicio de Cirugía General del Hospital Consorci de Castelló ha iniciado un estudio con pacientes con obesidad o diabetes para prevenir accidentes cardiovasculares que apuestan por la cirugía laparoscópica para tratar quirúrgicamente el melanoma. Esta técnica «mínimamente» invasiva reduce la estancia hospitalaria y las complicaciones posoperatorias.

La revista británica ‘Melanoma Management’ acaba de publicar un estudio que recoge la experiencia de la Diputación y compara los resultados de las intervenciones de melanoma realizadas con laparoscopia frente a las técnicas tradicionales, ha informado la Generalitat en un comunicado.

Este artículo, cuyo autor principal es el jefe del Servicio de Cirugía y coordinador del área quirúrgica del centro, Enrique Boldó, concluye que En el campo de la cirugía, deben incorporarse enfoques novedosos, como la laparoscopia, para mejorar los resultados de los tratamientos quirúrgicos.

La laparoscopia es un tipo de cirugía que utiliza un tubo llamado laparoscopio que se inserta en el cuerpo a través de una pequeña incisión. Dicho tubo cuenta con una cámara que envía imágenes a un monitor, lo que permite al especialista intervenir desde fuera del cuerpo del paciente.

Esta técnica permite que el tiempo que la persona permanece hospitalizada sea menor, recuperación más rápida, menos dolorosa y cicatrices más pequeñas que con la cirugía abierta o tradicional.

El Dr. Boldó explicó que se ha realizado un estudio en el que se comparan las intervenciones realizadas con laparoscopia con las de la cirugía convencional. De la experiencia de los especialistas del centro de Castellón se puede deducir que la estancia hospitalaria de las personas intervenidas El melanoma con laparoscopia se localizó en promedio cuatro días, frente a los 13 que las personas tratadas con cirugía convencional permanecieron hospitalizadas.

Además, la incidencia de complicaciones postoperatorias fue «significativamente menor» en los pacientes operados por laparoscopia, ha recalcado el Dr. Boldó, quien ha especificado que esta disminución es del orden de siete veces menor.

La laparoscopia está indicada principalmente en los casos en que el melanoma se encuentra en las extremidades inferiores y ha afectado a los ganglios linfáticos.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *